Devocionales

Cuando la ley se hace para otros

Descontento, quizás se le puede llamar descontento a las actitudes que se van forjando en una sociedad que crece sin rumbo y sin ningún objetivo. Pero lo lamentable es que estamos arrastrando algunas costumbres, que en el pasado eran permitidas por los políticos y por la misma prensa.
La forma trueque que se ejecutaba era más que: toma lo tuyo y deja que la bola corra. Esto es poniendo una expresión popular y mas digerible. En la actualidad se hace lo mismo aun cuando los medios de información son más numerosos. Lo simple se ha convertido en lo extraño. Antes se luchaba por la libertad de expresión y muchos murieron luchando por este derecho. Ahora tenemos programas de televisión que nos dictan como pensar y como actuar. Cuales deben ser nuestras decisiones. Pareciera como que si se esta preparando a una sociedad para que no hagan preguntas. Y solo se concentren dictados del gobierno y de los que dirigen los destinos del país. Somos una sociedad que se precipita al abismo, a lo desconocido. Por el simple hecho de hacer los que se nos dice aun sin saber que tan dañino puede ser.
La expresión del pueblo, ya no es expresión. Es solo un recuerdo de aquello que comenzó a desaparecer a principios de los sesenta. Que lo remataron en los setentas y que lo enteraron en los ochenta. Para darle paso a una generación que solo esta pendiente a la moda y a los carros.
Estamos supuestamente en la era de información, del Internet. Esa base de datos tan grande; que con un simple clic del Mouse podemos tener acceso a un sin numero de información. Simplemente para darnos cuenta que no importa la cantidad, si esta no nos transmite nada.
No se puede pensar en desarrollo cuando una simple ley no se puede poner a funcionar. No existen razones suficientes para no querer brindar la información que se denomina como “Dominio Publico” pero mucho menos existe una real voluntad para proveer los mecanismos necesarios para el acceso a tan escondido tesoro. Vivimos en una sociedad armada de ignorancia, contaminada con el individualismo y mal fundada con el sentido de que la sociedad es un compañero o un compatriota. Al cual las ventajas del partido lo convirtieron en andamio y polea.

Newsletter

Suscríbase a nuestro boletín informativo por correo electrónico para obtener una mirada semanal a las principales historias en viajes, diseño y fotografía.

Leave a Reply

Your email address will not be published.